Villa romana La Malena

Villa romana La Malena

El yacimiento de La Malena, esta situaado a unos dos kilómetros del casco urbano de Azuara, y tiene en torno a 2.500 metros cuadrados de extensión.Estuvo habitada desde la época alto imperial, pero su fase de esplendor se sitúa a mediados del siglo IV, siendo definitivamente abandonada a finales del siglo V. El complejo residencia incluye una instalación de agua caliente, para su uso en unas termas privadas y en calefacción, así como numerosas habitaciones abiertas a un patio central, con un estanque en su centro y una galería corrida o peristilo a su alrededor.

Monumentos en azuara

¿Qué podemos encontrar?

En su ornamentación, además de estatuas y pinturas murales, destacan varios mosaicos policromos con motivos geométricos, vegetales y figurados. Estos últimos siguen un estudiado programa iconográfico. Hay uno dedicado al dios Baco y otros que narran la historia de la princesa Antíope, pero el mejor conservado representa una escena matrimonial apadrinada por los dioses del Olimpo.

Las excavaciones han descubierto parte de la Pars Urbana o zona noble, de una rica villa romana cuyo momento de asentamiento se puede situar alrededor del siglo IV d.C. La vivienda se distribuye en torno a un gran patio central de planta cuadrangular, rodeado por cuatro corredores pavimentados con mosaicos geométricos policromos.

Alrededor de éstos, se abren más de cuarenta habitaciones de las que diecisiete cuentan con ricos mosaicos. El patio central, de grandes dimensiones, estuvo muy posiblemente ajardinado y decorado con esculturas de las que han aparecido diversos restos, y además contó en su parte central con un gran estanque de planta rectangular.

¿Qué son los mosaicos?

Los mosaicos son los elementos más representativos y característicos del asentamiento, ocupando más de 1000 metros cuadrados de extensión. La tipología es muy variada, contando con temas geométricos y otros de temas mitológicos, y todos con una impecable técnica de ejecución. En el mosaico estrella de la villa, de gran complejidad iconográfica, aparecen cinco emblemas figurados, representando el central una boda de la mitología clásica. Este pavimento puede considerarse una de las obras cumbre de la musivaria hispano romana, tanto por su belleza y colorido como por su valor y calidad de ejecución. Otras numerosas estancias, también cuentan con ricos mosaicos de motivos geométricos y vegetales, y algunas paredes se encuentran decoradas con pinturas murales.

Actualmente se puede visitar de martes a domingo, el Centro de Interpretación de La Malena, situado en el casco urbano de Azuara, en la Carretera de Zaragoza, que acoge una exposición de los restos hallados en esta villa.